Si eres madre primeriza te asaltarán muchas dudas y querrás saber en todo momento que tu bebé está en perfecto estado.  Por eso, hoy nuestra Farmacia en Granada te contamos cuales son las pruebas mínimas que te harán durante los 9 meses de gestación para garantizar un óptimo desarrollo del mismo.

Pruebas durante el embarazo

Desde el punto de vista clínico, el embarazo dura aproximadamente 40 semanas o 9 meses, por lo que para su control se divide en 3 trimestres, cada uno con sus características, riesgos y cuidados particulares.

Pruebas 1er trimestres

Realizamos la primera visita donde nos harán muchas preguntas para redactar un historial clínico completo para descartar enfermedades y alergias, si se está expuesto a sustancias tóxicas, si se fuma o conocer la salud del padre, por ejemplo.

Nos realizarán una citología si no nos hemos hecho ninguna en los últimos tres años, una exploración de mamas, una analítica para ver si hay algún tipo de enfermedad, anemia, colesterol…entre otras cosas.

También nos pedirán un cultivo de orina para detectar cualquier infección. Y ya comienza tu educación maternal donde te aconsejarán como cuidar tu alimentación, higiene, que ejercicio hacer…

Tras el primer reconocimiento si todo va bien volveremos a consulta a las 13 semanas. Tendremos cita con el ginecólogo donde nos harán una ecografía para ver el tamaño, el sexo y descartar malformaciones del feto.

Y se nos informará si queremos hacerle la prueba de diagnóstico prenatal con una analítica para descartar que nuestro bebé tenga Síndrome de Down o alteraciones en algún cromosoma.

Pruebas 2do Trimestre

En este punto ya conocemos el género del bebé y podemos escuchar el latido del bebé. Se realizan las mismas pruebas del primer trimestre;

  • Ecografía para medir el bebé y ver que se desarrolla correctamente.
  • Analítica y prueba del azúcar para descartar una diabetes. En el caso de que la prueba salga erróneo o alterada por algún factor se realizará una prueba más exhaustiva de tres horas.

Pruebas 3er Trimestre

Al comienzo del trimestre realizamos otra analítica por si tenemos un poco de anemia y recetarnos hierro para mejorar. Un cultivo vaginal y rectal para descartar infecciones que puedan ser contagiadas al feto por su paso en el canal del parto.

Además de una nueva ecografía, se deben realizar los preparativos adecuados para el parto, monitoreo fetal de sus signos vitales y un tacto vaginal para corroborar la posición del feto.

Con la realización de todas las pruebas durante el embarazo, la salud de nuestro bebé está garantizada. Aun así, nos explicarán y resolverán todas nuestras dudas de cara al parto.

De las semanas 40 a la 42 se monitoriza una vez por semana a través de las correas. Si en la semana 42 no se ha roto la bolsa, nos pueden inducir el parto.

¡Esperamos haber resueltos tus dudas!